La Transferencia de Dominio Comun. El 08 Digital

La transferencia de dominio es un acto técnico registral por el cual se transmite el dominio respecto de un automotor y/o motovehiculo a otra persona física o jurídica, quien adquiere la calidad de titular dominial.

Es importante destacar que la transmisión del dominio puede ser mediante una compraventa, donación, sucesión, subasta, etc.-

Partes:

  • Vendedor – Transmitente: que es la persona que trasmite el automotor al adquirente, ya sea a título oneroso o gratuito.
  • Comprador – Adquirente: que es aquella persona que recibe y adquiere la propiedad dominial del automotor.

Naturaleza: la transferencia de automotores tiene un carácter constitutivo, es decir que se es propietario desde la inscripción registral.
La naturaleza constitutiva del sistema registral en materia de automotores implica que la inscripción no sólo hace oponible el domino frente a terceros, como sucede con los bienes inmuebles, sino que es recién a partir de la registración, cuando se producen efectos, incluso entre las partes.
Tan es así que el art. 1º del RJA dice expresamente que "la transmisión del dominio de los automotores sólo producirá efectos entre las partes y con relación a terceros, desde la fecha de su inscripción en el registro Nacional de la Propiedad del Automotor". De manera tal que sin la respectiva inscripción y/o transmisión ante el Registro Nacional de la Propiedad del Automotor no seremos propietarios dominiales, podremos ser meros poseedores o incluso tenedores precarios, pero bajo ningún punto de vista tendremos por perfeccionado el acto de transmisión sin la respectiva transmisión dominial en sede administrativa.

Tramitación ante el Registro del Automotor: El trámite de transferencia puede presentarse tanto ante el Registro Seccional de la radicación del automotor, como ante el Seccional de la futura radicación –es decir, el que corresponda al domicilio o guarda habitual del adquirente-, siempre que aquel tenga su asiento en otra ciudad y que este pertenezca a otra jurisdicción registral.
Para realizar el trámite de una transferencia de dominio deben observarse básicamente los siguientes aspectos a saber:
  • a) Verificación física del automotor –la cual debe hacerse ante los organismos autorizados verbigracia Gendarmería Nacional, Policía Federal o Policia de la Provincia-;
  • b) Presentación de la solicitud tipo 08;
  • c) Documentación complementaria –Titulo, cedula, Ceta, CUIL, etc-;
  • d) Regularización situación tributaria.

De lo expuesto, corresponde especificar los requisitos para efectuar transferencia de dominio ante el registro del automotor, para ello debemos observar y cumplimentar los siguientes:
  • 1. Solicitud Tipo 08;
  • 2. Título de Propiedad del Automotor
  • 3. Cédula de Identificación (recién al momento de retirar el tramite, ya que deberá entregarse a cambio de la nueva cedula que expide el registro);
  • 4. Acreditar CUIT, CUIL o CDI del adquirente;
  • 5. Acreditar domicilio o guarda habitual del adquirente;
  • 6. De tratarse de un bien ganancial del transmitente, consentimiento conyugal;
  • 7. Verificación física del automotor (solo para automotores cuya inscripción inicial se hubiera producido a partir del 01/01/1985);
  • 8. CETA, Certificado de transferencia de Automotores que deberán solicitar de forma obligatoria las personas ya sean físicas, las sucesiones indivisas y/o jurídicas, del país o residentes en el exterior, con relación a la transferencia de automotores y motovehículos, usados radicados en el país, de los cuales sean titulares de dominio.
  • 9. En caso de encontrarse el automotor prendado: presentación de la copia emitida por el Correo del telegrama colacionado o de la carta documento por el que se comunica la transferencia o, en su defecto, presentación para la firma del Encargado del correspondiente telegrama colacionado o carta documento.-

Una vez cumplidos los requisitos exigidos y luego de efectuada la presentación de los mismos ante la autoridad del registro seccional, el mismo procederá al procesamiento del trámite de transferencia de dominio y en el caso de no efectuarse observaciones al respecto, se procederá a efectuar la transferencia en el plazo de 24 horas de recepcionado el trámite. Para ello, el registro del automotor entregará al peticionario un nuevo Título de Propiedad y cedula identificación a nombre del nuevo adquirente y/o titular registral.-

Por último, no debemos olvidar que mediante la Disposición 317/17, que en ocasión de inscribirse un trámite transferencia de dominio, el Sistema Único de Registración de Automotores (SURA) procederá a remitir a la parte vendedora un correo electrónico por el que le comunicará la formalización de la transmisión de dominio. La comunicación será remitida a la casilla de correo electrónico que surja de las constancias registrales.

El 08 Digital. El 08 digital constituye la materialización de un anhelo que se venía tratando hace un tiempo sobre la posibilidad de efectuar el llenado del mencionado formulario a través de medios digitales, facilitando de esta manera el completado del contenido del 08, efectuando para ello una pre carga dentro de la página web de la dirección nacional del automotor, como viene sucediendo por ejemplo con algunos trámites online, como es el caso de informe de dominio que hoy puede tramitarse online y recibirlo al informe el solicitante por medio del correo electrónico.-

Es así que, en el marco de la Disposición D.N. Nº 206/2017, mediante la cual se instrumenta la Transferencia de Dominio por medio Digitales, tanto para automóviles como para motovehículos puesta en vigencia a partir del 18 de Septiembre de 2017 por conducto de la Disposición D.N. Nº 370/2017.

En tal sentido, se adjuntan mediante Circular 33/17 se comunicó a los Encargados de Registro dos anexos referentes al instructivo de procedimiento elaborado por el Departamento de Calidad de Gestión, al cual deberán ajustar su proceder los usuarios y los Encargados de los Registros Seccionales a los efectos de operativizar la referida norma.

Es importante hacer una aclaración importante, y es que la transferencia mediante 08 Digital permite iniciar una transferencia entre personas físicas o jurídicas, cuando:
  • 1- Todas las partes concurran al Registro Seccional y certifiquen su firma allí.
  • 2- Cuando se cuente con un formulario 08 en formato papel con la firma certificada con anterioridad por alguna de las partes.-

Respecto a la forma de cargar el formulario, tenemos dos formas: La primera es que el vendedor y comprador al mismo tiempo efectúan la carga, para ello deben ingresar a “Comenzar Trámite”, seleccionar la opción “Completar datos de ambas partes” o ingresando por “Datos del comprador” y luego “Completar datos de ambas partes”.



La segunda es el caso del vendedor y comprador en distintos momentos, para ello debe ingresar a Comenzar Trámite, y seleccionar “Datos del vendedor”. En el caso de que el comprador necesite cargar sus datos, deberá elegir la opción "Datos del Comprador" y luego "Continuar con la precarga iniciada", ingresando el número de precarga que recibió por correo electrónico cuando el vendedor finalizó su carga.



En el Anexo I, que se refiere a los Usuarios se detalla de manera clara que para iniciar una transferencia mediante Solicitud Tipo 08-D tanto de automóvil como de motovehículo, los usuarios deberán contar con la siguiente información previa carga de la misma:
  • 1.- Del vehículo a transferir:
    • • Patente/Dominio
    • • Últimos siete (7) dígitos del chasis o cuadro (figura en la cédula del titular o en el titulo)
  • 2.- Datos del vendedor, pudiendo tratarse de Personas físicas o jurídicas.
    • 2.1.- Personas Físicas: • Datos personales. • Datos de contacto (e-mail y teléfono) • Datos del cónyuge, si estaba casado al momento de la compra. • Datos de los Representantes, si el trámite lo va a presentar otra persona. 2.2.- Personas Jurídicas: • Datos de la persona jurídica. • Datos de los Representantes.
  • 3.- Datos del comprador, pudiendo ser el mismo una persona física o jurídica. 3.1.- Personas Físicas: • Datos personales. • Datos de contacto (e-mail y teléfono) • Estado civil, datos del cónyuge, si está casado al momento de la compra. • Datos de los representantes, si el trámite lo va a presentar otra persona. 3.2.- Personas Jurídicas: • Datos de la persona jurídica. • Datos de los Representantes.

Una vez verificada la información anteriormente mencionada deberán:
  • 4.-Ingresar a la página oficial de la Dirección Nacional www.dnrpa.gov.ar
  • 5.- Una vez ingresado, deberá clickear en “TRANSFERENCIA DIGITAL”.
  • 6.- La pantalla mostrará un flujograma, mapa guía de carga de datos para la Transferencia Digital. Dos opciones REQUISITOS DEL TRÁMITE, los cuales podrá imprimir, O COMENZAR TRÁMITE
  • 7.- Seleccionar COMENZAR TRAMITE.
  • 8.- La pantalla mostrará los botones: DATOS VENDEDOR- DATOS COMPRADORCOMPLETAR DATOS DE AMBAS PARTES. Usted deberá elegir el botón correspondiente (carácter que revista). Teniendo en cuenta que de no encontrarse ambas partes juntas debe iniciar la carga por DATOS VENDEDOR.
  • 9.- En el caso del VENDEDOR deberá iniciar la precarga colocando el dominio del automotor, los últimos siete (7) dígitos del chasis/cuadro (surgen del título y/o cédula), luego ingresar un código que muestra la pantalla y hacer click en CONFIRMAR.
  • 10.- Una vez que haya presionado CONFIRMAR el sistema automáticamente arrojará los datos del auto o moto indicando Marca, Modelo, Tipo, Año y Procedencia. 10.1.- De ser correctos los datos visualizados debe presionar SIGUIENTE, en caso de detectar algún error puede “CANCELAR” y volver a cargar los datos nuevamente.
  • 11.- La pantalla mostrará la pregunta: ¿POSEE F 08 CON FIRMA CERTIFICADA?: SELECCIONAR SI o NO. La pantalla le dará la opción de tipo de vendedor, PERSONA FISICA O PERSONA JURIDICA. Deberá completar todos los datos requeridos 11.1.- Si se trata de PERSONA FISICA, la pantalla solicitará una serie de datos personales y de contacto, así como también el porcentaje de venta. CLICKEAR SIGUIENTE. 11.2.- Asimismo la pantalla solicitará que se indique si el trámite lo realizará a través de REPRESENTANTE, de no corresponder hacer click en GUARDAR PERSONA FISICA.- 11.3.- Para actuar con Representante, el sistema le solicitará el rol del mismo, CUIT/CUIL/CDI, su nombre y apellido y a quien representa, clickear GUARDAR y luego presionar GUARDAR PERSONA FISICA. 11.4.- La pantalla arrojará un resumen de los datos del vendedor, de ser correcto lo visualizado deberá CONFIRMAR TRAMITE. 11.5.- La pantalla reflejará la pregunta de si el vehículo posee PRENDA y/o EMBARGO, de ser negativa la respuesta, corroborados los datos deberá hacer click en SIGUIENTE. 11.6.- Si se tratase de un vehículo con prenda y/o embargo deberá clickear Agregar Prenda/Embargo, cargar datos, Aceptar, el sistema mostrará los datos cargados y seleccionar SIGUIENTE en caso de ser correctos. CONFIRMAR TRAMITE.
  • 12.- Si se tratase de un VENDEDOR que revista carácter de PERSONA JURIDICA deberá completar todos los datos que la pantalla solicite, corroborados los mismos clickear SIGUIENTE. 12.1.- Para continuar con vendedor que revista carácter de PERSONA JURIDICA deberá contar con el CUIT, y los datos del/los Representantes y luego clickear GUARDAR PERSONA JURIDICA.
  • 13.- Confirmado el trámite en ambos supuestos PERSONA FISICA O PERSONA JURIDICA llegará a su casilla de correo electrónico un e-mail con un número de PRECARGA, el cual deberá facilitarle al COMPRADOR para que pueda finalizar el trámite.-
  • 14.- Aparecerá la opción de DATOS DEL COMPRADOR-DATOS DE AMBAS PARTES.
  • 15.- En el caso que quien realice la transferencia digital revista carácter de COMPRADOR, la pantalla arrojará dos (2) opciones: COMPLETAR DATOS DE AMBAS PARTES o CONTINUAR LA PRECARGA INICIADA.-
  • 16.- Cuando continúe el trámite iniciado por el vendedor deberá contar con el número de precarga que se indica en el punto 13 y clickear en CONTINUAR PRECARGA.
  • 17.- En estos supuestos aparecerá una pantalla que le solicitará el número de precarga mencionado, una vez colocado presionar SIGUIENTE.
  • 18.- La pantalla continuación arrojará automáticamente los datos del vehículo, de ser correctos hacer click en SIGUIENTE.
  • 19.- Inmediatamente se reflejará una planilla a completar con los datos del COMPRADOR, ya sea PERSONA FISICA o JURIDICA, según corresponda.
  • 20.- Deberá indicarse si el trámite lo realizará por si o mediante Representante.
  • 21.- De no corresponder lo anteriormente mencionado es decir, No Posee Representante (actúa por si), corroborados los datos hacer click en GUARDAR.
  • 22.- Para actuar con Representante, el sistema le solicitará el rol del mismo, CUIT/CUIL/CDI, su nombre y apellido y a quien representa, luego presionar GUARDAR PERSONA FISICA.
  • 23.- En la siguiente pantalla corroborar que el sistema muestre los datos correctos y presionar SIGUIENTE.
  • 24.- Se le solicitará indique si va a requerir cédulas de autorizados a conducir. De ser negativa su respuesta presionar NO. En caso de solicitar presionar SI, luego SIGUIENTE.
  • 25.- En el caso que solicite CEDULAS AUTORIZADOS, el sistema le pedirá los datos personales de a quien/quienes vaya a autorizar, una vez completados los mismos presionar ACEPTAR, verificará los datos del/los autorizados seleccionar ACEPTAR y posteriormente SIGUIENTE.
  • 26.- A continuación deberá completar los datos de la operación (Precio, concepto: compra-venta, donación etc y uso del vehículo: público o privado) y clickear SIGUIENTE.
  • 27.- La pantalla arrojará una planilla con todos los datos de la transferencia de ser correctos presionar CONFIRMAR TRAMITE.
  • 28.- El sistema lo enviará a la pantalla de turnos solicitados on line, pudiendo acceder al mismo con el número de precarga y el código validador oportunamente remitido al correo electrónico por usted declarado en esta precarga.
  • 29.- El mencionado correo electrónico con los datos de la precarga de ambas partes, indicará la documentación a presentar, código validador, datos del Registro Seccional y el día y hora del turno web solicitado. 30.- Se recuerda que los turnos son personales e intransferibles, debiendo las partes concurrir al Registro Seccional con toda la documentación personal y del automotor, requisito para iniciar la transferencia, debiendo abonar los aranceles pertinentes. Estos podrán ser consultados en la página web www.dnrpa.gov.ar.-

En el Anexo II, para los Registros Seccionales, el Registro Seccional a medida que reciban las solicitudes tipo 08 D, deberán cargar en la solapa GESTIÓN del SURA el número de lote de los mismos.

Al momento en que el usuario se apersone con Turno asignado, y número de precarga, deberá:

  • 1.- Ingresar a SURA.
  • 2.- En la solapa TRAMITES, hacer click en SITE, colocando el número de precarga que le facilitó el usuario.
  • 3.- Cumplido el paso anterior el sistema arrojará una pantalla con la ST 08-D.
  • 4.- La misma estará dividida en solapas, a saber: a).- VENDEDOR b).- COMPRADOR c).- GRAVAMENES d).- OPERACION e).- CEDULAS
  • 5.- El sistema dará la opción ACEPTAR Y luego IMPRIMIR BORRADOR
  • 6.- Deberán verificarse los datos volcados en cada una de las solapas, de ser correctos se presionara GUARDAR CAMBIOS. Se recuerda que los campos son EDITABLES, es decir que detectado el error pueden corregirse.
  • 7.- En aquellos casos en que el trámite requiera de GUARDA HABITUAL, este será el momento oportuno para la carga de la misma en la solapa COMPRADORES.
  • 8.- El mismo deberá ser entregado al usuario para que realice el último control de los datos.
  • 9.- De expresar el usuario que no existen observaciones y habiendo el Encargado de Registro controlado la carga de datos para encontrase en condiciones de proceder conforme al punto 15, recién en esa instancia se podrá ir a IMPRIMIR FORMULARIOS, clickeando en IMPRIMIR ST 08 D HOJA 1 y así sucesivamente, si se requiriese más de una ST 08 D de acuerdo a la existencia de condóminos.
  • 10.- Cada hoja permitirá un máximo de DOS (2) vendedores y DOS (2) compradores.
  • 11.- Lo mencionado en el punto 10) será reflejado por el sistema que evidenciará los botones de consumo dependiendo de la cantidad de partes que intervengan. CADA BOTON REPRESENTA UNA HOJA, por lo tanto consume UN (1) suministro (ST08D).
  • 12.- Asimismo la pantalla arrojará la opción de imprimir la MINUTA donde constarán entre otras cosas, los datos de los Representantes (si los hubiera), pedido de cédula autorizados, y también la solicitud de cédula adicional, etc.-
  • 13.- Dicha MINUTA se adjuntará a la ST 08-D.
  • 14.- Finalmente, y una vez realizado lo mencionado en los puntos 9 y 12, aparecerá en pantalla un recuadro para completar el NUMERO DE CONTROL Y EL DOMINIO, cuya finalidad es validar el formulario con el dominio ingresado.
  • 15.- Cumplidos todos los pasos citados, continuar con la certificación de firmas, con el control de los requisitos del trámite solicitado de conformidad a la normativa registral vigente y continuar el trámite dentro del SURA de manera habitual, contando con todos los datos ya cargados que facilitan su toma de razón, en caso de corresponder.-
Dr. Andrés Ignacio Sarain
Abogado
Diplomado en Derecho del Usuario y Consumidor

Bibliografía Consultada:
  • Manual de Tramites Registrales ante el Registro de la Propiedad del Automotor, de Javier Antonio Cornejo – Marcelo Alejando Morone – Roberto Raul Murga. Edicion A.C.A.R.A. 2009.-
  • Régimen jurídica del automotor / Eduardo Molina Quiroga y Lidia E. Viggiola. - 3a. ed. - Ciudad Autónoma de Buenos Aires: La Ley, 2015.
  • http://www.dnrpa.gov.ar/portal_dnrpa/
  • Disposición 370/2017, Circular 33/2017.-
  • Digesto de Normas Técnico Registrales.-

El deber de seguridad en el contrato de Shopping Center

Cuando hablamos del principio del deber seguridad, debo referirme que ineludiblemente desde el momento mismo de ingresar al centro de compras, hasta que nos vamos, el mencionado debe velar por nuestra seguridad, esta comprende la integridad total de la persona y /o consumidor.

No puedo dejar de citar el artículo 5° de la ley 24.240, que consagra el derecho a la seguridad y a la salud. Este artículo hace referencia a la protección contra la vida, la salud, la seguridad contra los riesgos provocados por la provisión de productos y la prestación de servicios considerados nocivos o peligrosos.

Hay algunos autores que afirman que las normas de los artículos 5° y 6°, consagrarían una suerte de denominada “tutela preventiva”, otros autores sostienen la consagración expresa de una verdadera obligación de seguridad cuyo incumplimiento tiene como consecuencia la responsabilidad objetiva del prestador de servicio.

Por el hecho de que la norma consagra el derecho del consumidor a la seguridad y salud, implica por lo tanto un correlato por parte del centro de compras, quien tiene a su cargo la obligación o deber de velar por el cumplimiento de lo consagrado en la ley.

Estas afirmaciones vertidas tienen apoyo en la doctrina y jurisprudencia, es más, el prestigioso jurista Álvarez Larrondo sostiene que: “Una vez dentro, entonces, rige sin lugar a dudas el deber de seguridad propio de todo contrato, razón por la cual cualquier daño sufrido en el mismo, que no responda al hecho de la víctima, o a un caso fortuito o de fuerza mayor, deberá ser reparado por el titular del complejo.” Pero hay que tener en cuenta que para ello deberá existir el cumplimiento de obligaciones por parte del consumidor, quien deberá obrar dentro de los parámetros normales a fin de poder hacer valer el derecho a su seguridad frente al centro de compras, así lo afirma Álvarez Larrondo quien dice que: “Por su parte, el consumidor deberá cumplir por su parte con obligaciones tales como no causar daños ni disturbios, respetar el no ingreso a sectores prohibidos, retirarse en los horarios que el complejo determine como de cierre, seguir las indicaciones que establezca el empresario, entre otras”

Todo esto nos lleva a preguntarnos si existe un deber objetivo de seguridad, la respuesta seria correcta ya que eso se pretende, a fin de garantizar equitativamente a todos los usuarios una seguridad eficaz. Sobre este tópico, también es menester destacar una vez más el criterio del Tribunal, que citando nuevamente a Álvarez Larrondo el transcribe lo siguiente en su trabajo, en cuanto afirma que "La obligación de seguridad asumida por la demandada exigía que el usuario o consumidor pudiera hacer uso del local y retirarse del mismo sin daño alguno. Es que, conforme la normativa citada precedentemente, le compete a la demandada asumir todas las medidas necesarias a fin de resguardar la seguridad de los usuarios en dicho centro comercial".

Sin lugar a dudas, el criterio sigue los lineamientos esbozados por la actual conformación de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que ha establecido como nunca el rol central del Derecho del Consumidor dentro de nuestro ordenamiento legal. Pero desde el fallo Mosca, todo cambió, ya que extendió el deber de seguridad a favor de quien sin haber ingresado al estadio de fútbol y encontrándose en las inmediaciones, resultó dañado por una piedra arrojada desde el interior. Como afirma Álvarez Larrondo, “Allí, el Máximo Tribunal sostuvo que "Cabe considerar también el derecho a la seguridad previsto en el art. 42 de la Constitución Nacional, que se refiere a la relación de consumo, que abarca no sólo a los contratos, sino a los actos unilaterales como la oferta a sujetos indeterminados, que es precisamente el caso que se presenta en autos. De tal modo, la seguridad debe ser garantizada en el período precontractual y en las situaciones de riesgo creadas por los comportamientos unilaterales, respecto de sujetos no contratantes.”

Por último debo concluir afirmando que el valor seguridad consiste en garantizar la integridad de la persona, no provocando daño alguno. Destacando además, que el deber de garantizar la seguridad al usuario o consumidor nace aun tácitamente, no siendo necesario que sea de manera expresa. Por lo que en el caso específico del contrato de shopping center el deber de seguridad nace por el solo hecho mismo de ingresar el usuario o potencial cliente o consumidor, razón por la cual hay una obligación de tutela por parte del centro de compras de garantizar fehacientemente la integridad de la persona, ante un eventual siniestro.

Para ir terminando, es preciso señalar que tanto que el deber de seguridad como la responsabilidad por parte del centro de compras o locales comerciales, son dos temas que no podemos contemplarlos separadamente sino ambos se conjugan y relacionan, sólo a la luz del estudio podemos verlos de manera separada, ya que en la vida diaria y en el campo o mundo de lo fáctico, existe una relación o correlato entre cada uno de ellos; puesto que el deber de seguridad constituye una obligación que debe cumplir el centro de compras y la responsabilidad no es otra cosa que el correlato del shopping ante la falta de cumplimiento de ese deber, que puede nacer como consecuencia de diversos factores, ya sea ante la falta de seguridad, ofertas engañosas, entre otras.-

Dr. Andrés Ignacio Sarain
Abogado
Diplomado en Derecho del Usuario y Consumidor

Bibliografía Consultada:

  • Alvarez Larrondo notas de doctrina.-
  • Lexis Nº 0003/014379 ó 0003/014383 ó 0003/014380
    Género: Jurisprudencia anotada
    Título: El deber de seguridad objetivo en las relaciones de consumo
    Autor: Álvarez Larrondo, Federico M.
    Fuente: SJA 15/4/2009.
  • Ley 24.440 y sus modificatorias.

Usucapión de Automotores en el Nuevo Código Civil y Comercial

El tema en cuestión constituye uno de los de mayor y notable debate en el mundo del derecho registral de automotores desde larga data hasta la actualidad. Dentro del marco del Código Civil de Vélez, se refería a la posibilidad o factibilidad de usucapir el derecho de dominio del automotor por el paso o transcurso del tiempo con la posesión del vehículo, es decir, lo que conocemos como prescripción adquisitiva, y si la misma puede ser larga o breve, o ambas, de buena fe o mala fe, tal como se presenta en materia inmobiliaria.
Es dable destacar el art. 4016 bis del viejo Código Civil rezaba: "el que durante tres años ha poseído con buena fe una cosa mueble robada o perdida, adquiere el dominio por prescripción. Si se trata de cosas muebles cuya transferencia exija inscripción en registros creados o a crearse, el plazo para adquirir su dominio es de dos años en el mismo supuesto de tratarse de cosas robadas o perdidas. En ambos casos la posesión debe ser de buena fe y continua".
Por lo tanto, de lo expuesto resulta de manifiesto que no admite el derecho a usucapir el dominio de un automotor, excepto que el dominio se encuentre inscripto. Lo que en la práctica cotidiana aleja desde ya, la posibilidad de intentar usucapir como acontece en materia de inmuebles, que, alegando la posesión del bien durante un período de 10 años (breve) y con justo título, o de 20 años (larga) y sin justo título, se pueda tener la adquisición del derecho de propiedad, ello en automotores a la luz de la norma legal citada precedentemente, no es posible. No obstante, existen diversas posiciones en doctrina y jurisprudencia al respecto, que se inclinan por su admisibilidad aunque las mismas no son mayoritarias.
En relación a la nueva legislación de fondo, el debate gira en torno a si en el nuevo Código Civil y Comercial aprobado por ley 26.994 en nuestro país, se admite dicho instituto para adquirir el dominio del automotor por el transcurso del tiempo, exhibiendo o no un boleto de compraventa (justo título) o poseyendo un bien hurtado o robado. Así, apreciamos que el nuevo Código, recepta en parte las posiciones doctrinarias –aunque no en su puridad total- que se inclinan por receptar la usucapión cuando en los artículos 1897 a 1899, se hace referencia a esta cuestión los que reproducimos:

Artículo 1897: Prescripción adquisitiva. La prescripción para adquirir es el modo por el cual el poseedor de una cosa adquiere un derecho real sobre ella, mediante la posesión durante el tiempo fijado por la ley.
Artículo 1898: Prescripción adquisitiva breve. La prescripción adquisitiva de derechos reales con justo título y buena fe se produce sobre inmuebles por la posesión durante diez años. Si la cosa es mueble hurtada o perdida el plazo es de dos años.
Si la cosa es registrable, el plazo de la posesión útil se computa a partir de la registración del justo título.
Artículo 1899.- Prescripción adquisitiva larga. Si no existe justo título o buena fe, el plazo es de veinte años. No puede invocarse contra el adquirente la falta o nulidad del título o de su inscripción, ni la mala fe de su posesión.

También adquiere el derecho real el que posee durante diez años una cosa mueble registrable, no hurtada ni perdida, que no inscribe a su nombre pero la recibe del titular registral o de su cesionario sucesivo, siempre que los elementos identificatorios que se prevén en el respectivo régimen especial sean coincidente.
De la nueva legislación, observamos fundamentalmente en el art. 1898 in fine, el cual se refiere a la prescripción adquisitiva breve, donde en relación al tema de automotores requiere y se exige de manera categórica que exista posesión de justo título (boleto de compraventa), buena fe, y se comienza a computar desde la registración, por lo que no modificaría el 4016 bis del viejo código.
La persona que adquiere un automotor, para poder invocar buena fe, debe observar la siguiente conducta: a) verificar que quien pretende transmitir el dominio es su titular, examinando el título de dominio del automotor; b) pedir un informe de dominio y sus condiciones en el Registro Seccional, de acuerdo a los datos extraídos de la documentación que ha examinado, y que se encuentran en el Legajo B; c) realizar la verificación física del automotor, haciendo cotejar los números registrales de motor y chasis asentados en el título, con los grabados en el vehículo, operación a cargo de Policía Federal Argentina, u otros organismos de seguridad como por ejemplo Gendarmería Nacional.
Es decir, que para que exista buena fe en un adquirente de automotores deben cumplirse estos tres recaudos: examen documental, informe registral y verificación física.

Pero en relación a la prescripción adquisitiva larga, se requiere un plazo de 10 años, que el automotor no sea hurtado ni perdido, que la posesión se reciba del titular registral o cesionarios sucesivos - es decir, que haya existido una cadena de boletos de compraventa, siempre que los elementos identificatorios previstos por el Régimen Jurídico del Automotor y el Digesto de Normas Técnicos Registrales, se conserven -, por ejemplo: la placa de identificación metálica, el grabado de cristales y los códigos de identificación de motor y chasis. Cabe destacar que no están incluidos el Título de Propiedad y Cédula de Identificación del automotor, dado que el Digesto de normas técnicas, admite su posibilidad de extravío o robo (Capítulos VIII y IX del Título II), lo cual debe corroborarse sin lugar a dudas con la verificación.
De lo hasta aquí desarrollado, debemos hacer referencia a lo establecido por el art. 1900, de donde se desprende que la posesión debe ser ostensible y continua, es así, que siendo un automotor, que la posesión se inicie con su registración (1903), con lo cual genera dudas, respecto a lo expresado en la última parte del artículo 1899, pese a lo cual quienes han participado de la redacción del nuevo código, entienden que debe prevalecer esta norma (1899) en cuanto se quiere que reunidas las condiciones, sobretodo de identificación del vehículo, se pueda usucapirlo, y en definitiva se deja a sentencia, el fijar la fecha en la cual, cumplido el plazo de prescripción, se produce la adquisición del derecho real de dominio (Conf. Artículo 1905), atento a que es un proceso contencioso, donde incluso el bien se inscribe como litigioso, y la sentencia declarativa de prescripción larga no tiene efecto retroactivo al tiempo en que comienza la posesión.

Por lo tanto, tenemos entonces que los requisitos esenciales para usucapir, partiendo del 1899 última parte y el 1900 y demás normas citadas, del nuevo código son:

  • Posesión ostensible y continua.
  • Plazo de diez (10) años.
  • Cosa mueble registrable no hurtada ni perdida.
  • No inscripta a su nombre.
  • La cosa debe haber sido recibida del titular registral o de su cesionario sucesivo (es decir no se aplica a un mero poseedor o tenedor quien no es el titular registral).
  • Elementos identificatorios, que se prevén en el respectivo régimen especial del automotor los cuales deben ser coincidentes.

Es importante destacar que el artículo 1902 sostiene que: “Cuando se trata de cosas registrables, la buena fe requiere el examen previo de la documentación y constancias registrales, así como el cumplimiento de los actos de verificación pertinente establecidos en el respectivo régimen especial.”

Y, en coincidencia con lo dicho, debemos tener en cuenta por su estrecha relación lo expuesto en el nuevo Código Civil y Comercial, respeto a la acción de reivindicación del dominio, en referencia a los automotores, donde el artículo 2254, prescribe que: “No son reivindicables los automotores inscriptos de buena fe, a menos que sean hurtados o robados. Tampoco son reivindicables los automotores hurtados o robados inscriptos y poseídos de buena fe durante dos (2) años, siempre que exista identidad entre el asiento registral y los códigos de identificación estampados en chasis y motor del vehículo”. Donde, en la primera parte se reproduce –en forma concisa- lo que disponen los artículos 2º, 3º y 4º del Reg. Jco. Automotor, pero en la segunda se agrega la ya comentada exigencia que coincidan los códigos identificatorios estampados en chasis y motor del vehículo, que es precisamente lo que se constata en la verificación física.
De esta forma, se busca impedir las maniobras defraudadoras de los “autos mellizos o gemelos”, que logran emplazamiento registral con la falsificación de verificaciones y certificaciones de firma, o documentos como la Solicitud Tipo 08, título y cédula de identificación, actuaciones ambas que se llevan a cabo fuera del ámbito registral del automotor, y muchas veces no son fáciles de detectar al momento de procesar la inscripción.
También ratificando los preceptos del régimen automotor, en el artículo 2255 del Código Civil y Comercial se refiere que: “Cuando se trata de un automotor hurtado o robado, la acción puede dirigirse contra quien lo tiene inscripto a su nombre, quien debe ser resarcido en los términos del régimen especial.”

Por ende, y a modo de conclusión sobre la temática en cuestión, estas normas que comentamos reconocen la figura de los automotores en el nuevo Código Civil y Comercial, no contemplada en el anterior código, elabora una solución judicial (la usucapión) al problema de los automotores no inscriptos, que tienen un boleto de compraventa y circulan con dicho documento, y donde por diversas razones, ya sea económicas o jurídicas, no se inscriben, verbigracia como la imposibilidad de localizar al titular registral o que éste haya fallecido.-

Dr. Andrés Ignacio Sarain
Abogado
Diplomado en Derecho del Usuario y Consumidor


Fuentes Consultadas:
  • Código Civil y Comercial de la Nación Argentina, 1° Edición, Infojus - Octubre 2014
  • Código Civil y Comercial de la Nación Argentina Comentado de Rivera, Editorial La Ley, Edición 2015.
  • ¿Usucapión de automotores en el Nuevo Código Civil y Comercial?, Eduardo Mascheroni, Panorama Registral, Noviembre de 2015.
  • Régimen Jurídico del Automotor, 3° Edición de Lidia E. Viggiola y Eduardo Molina Quiroga.
  • Usucapión de Automotores en el proyecto de unificación, Eduardo Molina Quiroga, noviembre de 2013.